El magnesio y los grandes beneficios para tus articulaciones, que no conocías

Leilani Díaz

Con el paso del tiempo, los huesos y articulaciones se van desgastando de manera natural. Un claro ejemplo es ese ese dolorcito en la rodilla que a todos nos ha ocurrido alguna vez, sobre todo cuando haces mucho ejercicio o el clima es frío; sin embargo, hay una manera natural de protegerlas antes de llegar a un daño serio y es con el magnesio.

Según una investigación del National Institute of Health, el magnesio interviene en determinadas reacciones químicas para la formación de calcio por lo que uno de los tratamientos más recomendados para la osteoporosis es precisamente este mineral.

Otro de los pros de tener una dieta balanceada que incluya alimentos ricos en este mineral, es que sufrirás menos calambres y espasmos musculares, toda vez que el magnesio interviene activamente en el trabajo muscular de contracción-relajación, y cuando los niveles de este elemento están disminuidos, llegan los problemas en los músculos.

De hecho, este mineral está involucrado en más de 600 reacciones del cuerpo incluyendo convertir los alimentos en energía; crear y reparar nuestros genes; la regulación del sistema nervioso y puede ayudarnos a mejorar nuestro rendimiento al hacer ejercicio.

Alimentos ricos en magnesio:

  • Semillas de calabaza
  • Espinaca hervida
  • Acelgas hervidas
  • Chocolate negro (70-85% de cacao)
  • Frijoles negros
  • Quinoa cocida
  • Almendras
  • Caballa
  • Aguacate
  • Salmón

Así que, ya lo sabes, si quieres llegar a tu vejez sin problemas para levantarte del sillón, artritis ni osteoporosis, esta podría ser una buena manera de prevenir.

En Viviendo en Casa proporcionamos información de salud con fines de divulgación que de ninguna manera sustituye valoraciones médicas o consultas de cualquier profesional de la salud.

Información de Healthline y The National Institute of Health.

Escrito por
Leilani Díaz

Relacionadas