Hasta en la piratería hay niveles: diferencias entre tenis espejo, clon, pirata y réplica

Belem Capetillo

En muchas ocasiones, la moda no está al alcance de todos y es esa la razón por la que muchos prefieren optan por la piratería, pero hasta en este bajo mundo hay niveles, te contamos cuáles son las diferencias entre tenis espejo, clon, pirata y réplica.

No vamos a recomendarte comprar artículos pirata, porque es un delito que engloba desde plagio de diseños hasta violaciones a la propiedad intelectual, pero, si es el caso, es importante que sepas qué estás comprando.

Actualmente, los tenis son el objeto de deseo de muchos, se han convertido en un símbolo de estatus y de estilo porque son usados por atletas, celebridades y por los mejor vestidos. Y las colaboraciones de las marcas exclusivas con los personajes del momento disparan los precios todavía más.

Los clones se ven como los originales, pero cambia su forma | Foto: Pexels

Diferencias entre tenis espejo, clon, pirata y réplica

Debido a que se han convertido en piezas statement, la piratería en sneakers ha crecido a pasos agigantados y lo ha hecho tan ‘bien’ (porque es un delito) que los tenis piratas se confunde fácilmente con los originales.

Así es como puedes identificar las diferentes formas de los productos pirata:

  • Espejo. Es idéntico al producto original, de ahí su nombre y solo un conocedor podría notar algunas diferencias. El problema es que son vendidos como originales y es muy fácil caer.
  • Clon. Se parecen mucho a los originales, cumplen con la misma función, pero no pertenecen al mismo fabricante. Su genética es la misma, pero su forma no.
  • Pirata. Es el clásico producto que imita el diseño original, pero no los grabados. El diseño de la suela tiende a desenmascararlos.
  • Réplica. Imita a los originales y, a primera vista, la diferencia es casi imperceptible. Sin embargo, su calidad es muy pobre cuando se ven y tocan de cerca, pues usan materiales de mucho menor costo.

Notarás, primero, la diferencia de precio | Foto: Pexels

Cualquier industria sufre de este tipo de problemas, pero en algunas como la industria de la belleza el peligro para la salud del consumidor es todavía mayor, pues los productos clones pueden causar desde alergias hasta cáncer.

Hay tendencias de moda que no son para todos y eso está bien.

***

No te pierdas el mejor contenido de Viviendo en Casa en YouTube.

Escrito por
Belem Capetillo

Relacionadas