Sábila para tratar quemaduras: Beneficios y cómo usarla

Pamela Rodríguez Ordaz
sábila para quemaduras solares

La sábila o aloe vera es un remedio que se ha usado desde hace muchísimos años para cuidar de nuestra salud y belleza, tiene increíbles propiedades curativas que la conviertes en el ingrediente ideal de la cosmética natural, es por eso que hoy te hablaremos de la sábila para tratar quemaduras: Beneficios y cómo usarla.

Es uno de los mejores trucos para aliviar las quemaduras, ya que no solo ayuda a reparar los tejidos y a nutrir la piel, también refresca y ayuda a sentir bienestar en esos momentos de ardor y enrojecimiento.

También conocida como aloe vera es una suculenta compuesta en un 95% de agua y se usa tanto en la medicina como en la cosmética, cuando se usa en la piel ayuda a:

  • Aliviar las quemaduras leves
  • Calmar la piel irritada
  • Combatir la psoriasis
  • Funciona como un regenerador celular
  • Es cicatrizante
  • Estimula la producción de colágeno y elastina
  • Elimina las células muertas de la piel
  • Es antiinflamatoria
  • Calmante
  • Contiene vitamina A, B1, B2, B6, C, E, ácido fólico y aminoácidos y polisacáridos
  • Protege la piel de los radicales libres
  • Suaviza la piel
  • Hidrata la piel
  • Tiene propiedades analgésicas
sábila para quemaduras solares

El sol puede causar graves estragos en tu piel y tu salud | Fuente: Unsplash

Sábila para tratar quemaduras: Beneficios y cómo usarla 

La sábila, cuando la usamos para tratar quemaduras solares tienen estos beneficios:

  • Reduce la inflamación
  • Reduce el dolor
  • Disminuye el enrojecimiento 
  • Estimula la producción de colágeno para mejorar la sensación y apariencia de las quemaduras, mejora la firmeza, elasticidad y sequedad
  • Ayuda a retener la humedad de la piel
  • Sus aminoácidos suavizan las células endurecidas por el sol
  • Contiene ácido salicílico que es antiséptico y antiinflamatorio
  • Sus vitaminas y antioxidantes ayudan a neutralizar los radicales libres y reducir el daño solar

Cómo usar:

Lo mejor es aplicar directamente el gel de la planta, corta las hojas de sábila y saca solo el gel, aplica sobre las zonas afectadas.

Si no tienes una de estas plantas a la mano, puedes comprar el gel en alguna farmacia o tienda naturista, pero asegúrate de que no tenga alcohol o fragancias añadidas que puedan irritar tu piel quemada.

***

Visita nuestras redes sociales, encuéntranos en Facebook e Instagram.

Te recomendamos:

Escrito por
Pamela Rodríguez Ordaz

Relacionadas