Agua con limón para perder peso: cómo prepararla y quiénes NUNCA deberían tomarla

Belem Capetillo
agua con limon para bajar de peso

Aunque tu peso no te define, no hay nada de malo en querer bajas algunos kilos si se hace desde el amor propio y el autocuidado. Te contamos cómo preparar agua con limón para perder peso y quiénes NUNCA deberían tomarla por salud.

Se trata de una de las creencias populares más arraigadas en el mundo entero y claro que la pusimos a prueba, pero antes debemos dejar en claro que no se trata de ningún remedio milagroso. Para tener un organismo en perfectas condiciones, hay que comer balanceado, hacer ejercicio, dormir bien y aprender a gestionar el estrés.

Pero qué poderes podría tener el agua con limón para ayudarnos a desintoxicar el organismo. Pues bien, contiene poquísimas calorías, ayuda a controlar el hambre y a eliminar la acumulación de líquidos. La magia está en el consumo del agua, el limón es un aliado.

agua de limon para bajar de peso

La magia está en el agua, el limón es un aliado | Foto: Pexels

¿Cómo preparar agua con limón para perder peso y quiénes NUNCA deberían tomarla?

Tomar un vaso de agua tibia con limón en ayunas tiene muchos más beneficios que la pérdida de peso: fortalece el sistema inmune, ayuda a combatir a las bacterias, equilibra el pH del cuerpo, estimula la producción de bilis y ayuda a reducir la inflamación en las articulaciones.

Ahora bien, hay que saber cómo tomarlo:

Pon a hervir el equivalente a un vaso de agua y , una vez que comience a hervir, retira del fuego. Cuando el agua se enfríe un poco, corta un limón maduro por la mitad y exprime solo una parte en el agua. Mezcla bien y bébelo.

quien no debe tomar agua con limon

Puede ser muy ácida para algunas personas | Foto: Pexels

Es muy probable que empieces a sentirte mejor al cabo de unas semanas, pero también hay que tomar en cuenta que tiene algunas contraindicaciones:

  • Su consumo en exceso puede provocar problemas digestivos como cólicos estomacales y diarreas.
  • Irritación e inflamación en el esófago.
  • Erosiones dentales y la aparición de ‘fuegos’.

Lo ideal es consumirla una o dos semana, descansar un mes y reiniciar el ciclo. Sin embargo, si presentas alguna de las siguientes situaciones NO la consumas a menos de que tu médico lo autorice:

  • Padeces de úlcera gástrica o reflujo.
  • Tienes el esmalte dental desgastado.
  • Tienes migraña o dolores de cabeza regulares.
  • Está contraindicada en población vulnerable: niños menores de 4 años, mujeres embarazadas y personas de la tercera edad.

Querer bajar de peso es válido, pero nunca a costa de tu salud.

***

No te pierdas el mejor contenido de Viviendo en Casa en YouTube.

Escrito por
Belem Capetillo

Relacionadas