Las mamás solteras hacen menos quehacer y duermen más que las casadas

Leilani Díaz

Es común que las personas crean que las mamás solteras tienen una vida más difícil en comparación con las madres casadas, sin embargo, hoy sabemos que estas suposiciones son falsas (y lamentables). Y es que muchos suelen cuestionarse cómo logran sacar adelante la educación de los hijos, el trabajo y las tareas del hogar sin una pareja en casa que les apoye con todo… Pues bien, un estudio probó que en realidad las mamás solteras NO son “pobres en tiempo”, sino que por el contrario, hacen menos labores del hogar y tienen más tiempo para dedicarse a sí mismas que las mujeres que viven con su cónyuge.

La investigación encabezada por Joanna Pepin, doctora en sociología e investigadora postdoctoral en el Centro de Investigación de la Población de la Universidad de Texas en Austin, reveló que el estado civil no solo no influye en la cantidad de tiempo que las madres dedican al cuidado de los niños, sino que además, las madres casadas con un hombre suelen hacer más tareas domésticas, tienen menos tiempo para el ocio y duermen menos que las mamás solteras o divorciadas.

Para realizar este estudio titulado “Estado civil y uso del tiempo de las madres: cuidado de niños, tareas del hogar, ocio y sueño, las investigadoras analizaron una muestra representativa de 23,088 madres estadounidenses (blancas, negras e hispanas) de entre 18 y 54 años con hijos menores de 13 años, quienes informaron sobre sus actividades durante 24 horas anteriores a una entrevista telefónica.

Unsplash

¿Por qué las mamás solteras tienen más tiempo?

Si bien, el estudio no responde a por qué las mamás solteras tienen más tiempo libre, las especialistas consideraron algunas posibilidades como que las mujeres casadas se esfuerzan demasiado en desempeñar el papel de buena esposa y buena madre, pues el constructo social indica que en un matrimonio heterosexual, la mujer debe priorizar las labores del hogar sobre su propio descanso o de lo contrario es duramente criticada.

Por lo anterior, las madres casadas dedican más tiempo al quehacer, mientras las mamás solteras no sienten la misma presión. Aunque, cabe mencionar, esto no significa que dicho grupo de mujeres sin cónyuge la tengan más fácil pues hay muchos factores que representan todo un desafío para las mamás solteras como el tema económico; aquellas mujeres con mejor posición económica, sin importar su estado civil, pueden permitirse el lujo de descansar mucho más.

Así que ahora, podemos dejar atrás el estereotipo de que las mamás solteras tienen menos tiempo para sí mismas, y comenzar a preguntarnos ¿por qué tratar de ser buena esposa es tan agotador?

 

Te recomendamos:

 

Escrito por
Leilani Díaz

Relacionadas