Las mamás que trabajan crían hijas más exitosas e independientes, según Harvard

Alejandra Chavarria

Si hay alguien que debe recibir todo el apoyo y reconocimiento son las mamás que trabajan con tal de brindarle a sus hijos bienestar y calidad de vida; ahora más, puesto que un estudio de la Universidad de Harvard señala que esta acción hace que las hijas crezcan para ser exitosas e independientes. Este dato suma de forma importante a los consejos para padres.

Los pequeños que crecen bajo el liderazgo de una madre trabajadora son mucho más empáticos, solidarios e incluso tienden a romper desde muy pequeños los roles de género impuestos por la sociedad con respecto a las labores domésticas

Investigadores de la Facultad de Psicología de la Universidad de Harvard analizaron el comportamiento de 50 mil pequeñitos que tenían como padre a una mujer profesionista o que tenía un trabajo fuera del ámbito del trabajo doméstico no remunerado.

Las mamás trabajadoras dividen su vida en múltiples áreas | Fuente: Pexels

Las mamás que trabajan no solo le brindan a sus hijos mejores oportunidades, también les ayudan a labrar un futuro prometedor y diferente. El estudio arrojó que no se trata de abandono -ya sea que se lleve a cabo una jornada de tiempo completo o media jornada-, pues los niños se benefician de esta situación.

Así es como las madres trabajadoras ayudan conseguir el éxito de sus hijas

De acuerdo con el portal LifeHack, los pequeños que tienen madres dedicadas a su carrera profesional o a algún tipo de trabajo fuera del hogar aprenden a hacerse responsables de varias labores importantes; así que olvidan las “divisiones” que existen en la sociedad con respecto a la repartición de trabajo.

Mientras que para las hijas, tener mamás que trabajan como referente se traduce en un rol a seguir importante; las pequeñas son más propensas a buscar la independencia y la estabilidad laboral cuando en casa existe este modelo a seguir que demuestra que es posible lidiar con todas las labores del hogar.

Las madres trabajadores contribuyen al desarrollo personal | Fuente: Pexels

“Las hijas de madres trabajadoras tienen más probabilidades de tener éxito; incluso a futuro, pues se les facilitan las tareas o funciones de supervisión -comparado con las hijas de mujeres que fueron criadas por amas de casa-“, explica el estudio de la Universidad de Harvard.

Las hijas de mamás que trabajan también tienen más confianza en ellas mismas y tienen mejor control al llevar a cabo roles que en su momento solo se consideraban como enfocados en los hombres. Aunado a ello, las jóvenes que tuvieron este referente son motivadas a trabajar desde temprana edad.

Lejos de las críticas, comentarios e incluso las prohibiciones que existen en ciertos matrimonios en los que no se le permite a la mujer trabajar; resulta importante mencionar que las hijas e hijos tienen mayor posibilidad de ser autónomos e independientes cuando tienen como ejemplo a una madre trabajadora.

 

 

Con información de Harvard Business School

***

 

Visita nuestras redes sociales, encuéntranos en Facebook y Youtube.

Escrito por
Alejandra Chavarria

Relacionadas