Cómo tener la casa limpia y ordenada con un bebé en casa

Alejandra Chavarria

La llegada de un recién nacido a la casa es una experiencia que como madre te cambia la vida, especialmente tu rutina: olvídate de despertar tarde y dejar las tareas del hogar para después: ser mamá es un trabajo de tiempo completo y tu aventura apenas comienza. Por eso aquí te van algunos consejos que te dirán cómo tener una casa limpia y ordenada con un bebé en casa.

Tal parece que decir niños y orden en la misma oración no suena lógico. Juguetes tirados, manchas por aquí y allá, ropa sucia acumulada…con ellos, todo es un hermoso caos y parece que por más que te esfuerces en recoger y asear tu casa, simplemente el tiempo no te da para atender a tu pequeño y, a la vez, dejar tu hogar reluciente.

No te preocupes. Son muchas las familias que tienen un bebé en casa y poco tiempo para hacer otra cosa que no sea atender las necesidades del recién nacido. Si bien un hogar desordenado puede causar estrés, también es importante aprovechar esos momentos de tranquilidad para descansar y recuperar energías, aunque esto signifique que tu casa no tenga que estar arreglada todo el tiempo.

¿Cómo tener la casa ordenada y limpia? Es muy sencillo | Fuente: Freepik

Al principio puede parecer complicado mantener un equilibrio, pero siempre puedes recurrir a estos trucos para tener un hogar impecable sin descuidar a tu pequeño.

Paso a paso: Cómo tener una casa limpia y ordenada con un bebé en casa

  • La organización es clave

Intenta equilibrar las tareas semanales del hogar y tu rutina diaria con el bebé. Aunque no lo creas, con un poco de organización en tu día a día, podrás tener la casa limpia y ordenada sin necesidad de agotarte físicamente. Además, de esta forma tendrás más tiempo de descansar.

  • Crea tu propia rutina de limpieza

Cuando no tienes claro por dónde empezar es cuando las tareas del hogar pueden abrumarte. Lo mejor en estos casos es hacer una lista de pendientes y de cosas que no puedes dejar para otro día.

  • Lo usas, lo guardas y lo limpias

Se trata de crearte un gran hábito de limpieza que sin duda te sacará de muchos apuros. Después de comer, inmediatamente limpia la mesa y lava los trastes. No lo dejes para más tarde, porque en menos de un pestañeo los platos sucios ya se acumularon, por lo que ahora tendrás más trabajo por hacer.

  • Empieza temprano el día

Cuando un bebé llega a tu vida, el tiempo es oro, así que olvídate de despertarte tarde. Empieza el día lo más temprano posible y primero atiende las necesidades de tu bebé, si es que ya está despierto. En caso de que siga dormido, aprovecha para hacer las camas y recoger las habitaciones y así tu casa lucirá ordenada todo el día.

  • Utiliza un porta-bebé

Un accesorio indispensable y el favorito de muchas mamás es el porta-bebé o fular. Este producto es ideal para una mami multitareas, pues te permite tener las manos libres y al bebé siempre contigo. Así podrás pasearlo y entretenerlo mientras resuelves otros asuntos.

  • Una zona de juegos

Para terminar con el horror de los juguetes tirados por toda la casa, es recomendable designar un espacio exclusivo para los juegos. De esta forma evitarás tener desorden por toda la casa.

  • Paternidad responsable

Finalmente recuerda que cuidar de tu bebé y mantener limpia la casa son responsabilidades que no recaen únicamente en ti. Reparte y delega tareas con tu pareja o con los miembros de tu familia que estén dispuestos a ayudarte. En ocasiones las madres quieren hacerlo todo ellas mismas, pero siempre es buena idea buscar apoyo en los demás.

***

Visita nuestras redes sociales, encuéntranos en Instagram y Youtube.

Escrito por
Alejandra Chavarria

Relacionadas