10 principios de María Montessori que te ayudarán a educar a tus hijos

Katia Muciño Briseño

Tu hijo es la persona más importante para ti y siempre estás al pendiente de su desarrollo. La escuela puede ser un gran espacio para fortalecer las habilidades de tu pequeño, por esa razón hoy te enseñaremos algunos principios de María Montessori para criar a un niño feliz.

El método de María Montessori es uno de los más efectivos para criar niños felices desde la enseñanza del respeto y libre desarrollo. Está enfocado en fortalecer las potencialidades de los niños en un ambiente adaptado a lo que necesita y con materiales especializados que desarrollarán su independencia.

Este método fue introducido por la doctora María Montessori durante el inicio del siglo XX y se ha implementado en muchas escuelas de enseñanza privadas. Ella creía que la enseñanza que es rígida no era del todo adecuada para un niño y limitaba su aprendizaje.

Ayúdale a tu hijo a crecer sano y feliz. Fuente: Pexels

Principios de María Montessori que harán felices a tus hijos

Su método se basa en enseñar el respeto hacia los niños, fortalecer sus capacidades de aprender y evitar instruir a los pequeños como figuras idénticas a sus profesores y padres. En este tipo de enseñanza los alumnos son más activos y dinámicos que los profesores en clases.

El método Montessori es efectivo porque rompe con el esquema tradicional de enseñanza y percibe al niño como un ser independiente. El desarrollo natural del pequeño a través de juegos, exploración, concentración e imaginación son los ejes más importantes a tratar.

A continuación presentamos algunos principios de María Montessori que podrían ayudar a educar a tu hijo:

  • Dale la mejor atención a tu hijo. Cuando estés cerca de él siempre busca que tenga lo mejor de ti, ofrécele tu tiempo .
  • Respétalo después de cometer un error. Sabemos que por más grande que sea el error deberás apoyarlo. Ayúdalo a corregirlo más adelante, lo principal es que se sienta acompañado.
  • Seguridad en todo momento. Busca que tu hijo se sienta seguro a cada instante con todo lo que hace, esto ayudará a que aprenda a confiar en los otros y en sí mismo.
  • Ayúdalo a visibilizar sus ideas y opiniones. Los niños siempre tienen algo que decir y debes valorar su opinión. Ayúdalo a visibilizar sus ideas y crear criterios.
  • Nunca lo hagas sentir avergonzado. Cuando un pequeño se siente ridiculizado por sus padres puede convertirse en una persona tímida en el futuro.
  • Aprende a escuchar. No hay  nada mejor que escuchar a tu hijo ante cualquier situación. Guarda el celular y presta atención ante lo que te dice.
  • Responde sus dudas. Un pequeño puede tener muchas preguntas sobre diferentes temas, si te pregunta es porque siente la confianza de hacerlo y debes decirle algo. Contesta con un breve comentario o dile que podrán platicar después.
  • Nunca hables mal de tu hijo. Habla bien de tu hijo, resalta sus virtudes y jamás hables mal de él a sus espaldas. Sentirá desconfianza y miedo hacia ti.
  • No lo desprecies. No hay nada peor que el desprecio porque fomenta un sentimiento de negatividad y culpa. Pensará que no lo quieres por el simple hecho de existir.
  • Permite que haga las cosas por sí solo. Está bien ayudarle a lograr algunas cosas pero es mejor cuando le permites hacerlas sin tu ayuda porque le permites entender los procesos de la vida.

Conoce nuestro canal de Youtube.  Te recomendamos el siguiente video que te ayudará a mejorar la apariencia de tus plantas: 

Escrito por
Katia Muciño Briseño

Relacionadas