Familia de Yucatán crea un mini-cenote en su jardín, ¡y ahora todos queremos uno!

Alejandra Chavarria

Para muchas familias este tiempo en casa también se ha convertido en el pretexto perfecto para recurrir a la decoración del hogar; hacer modificaciones aquí y allá, renovar los espacios, construir e incluso mejorar el jardín. Justo como lo hizo esta familia de Yucatán con un mini-cenote que hicieron con sus propias manos.

Uno de los atractivos naturales y turísticos más llamativos de Mérida, Yucatán son los cenotes. A lo largo de la Península se pueden encontrar cerca de siete mil de estos vestigios naturales; sin embargo, solo hay unos 142 que son de acceso al público o para realizar actividades.

Para aquellos amantes de la naturaleza que les gustaría tener un pedacito de esta referencia y belleza natural, les presentamos el mini-cenote que hicieron los Batún Pat. Los integrantes de esta familia decidieron que para hacerle frente a la cuarentena por la pandemia recrearían en su hogar un poco de esta belleza que caracteriza al estado.

Facebook @Yucatán en Corto

Oriundos de Tekom, Yucatán; Daniel Batún y sus amigos decidieron poner manos a la obra para embellecer el jardín de su hogar; lo más lindo de esta iniciativa es que integraron peces de diversas especies y además ahora podrán recuperar un poco de su inversión ya que el espacio es abierto al público -solo debes pagar 10 pesos para verlo-.

Así luce el estanque que simula un cenote en el jardín de los Batún Pat

La gente ha aplaudido mucho esta bella iniciativa, principalmente porque consideran que es una bella actividad para hacer en familia cuando existen las ganas y las posibilidades; además de que permite que las personas se integren e incluso que echen a volar su creatividad. 

De acuerdo con “El Universal”, los chicos de la familia buscaron una alternativa para crear un espacio agradable para los peces de agua dulce que tienen como mascotas; así decidieron comenzar con la construcción de este mini-cenote que es todo un deleite para las personas que aman la tranquilidad, la contemplación y la naturales.

Facebook @Yucatán en Corto

Los jóvenes primero cavaron en tierra blanda, limpiaron todos los vestigios rocosos y con eso que removieron construyeron una especie de contención alrededor para poder definir mejor la zona del cenote miniatura. Posteriormente lo recubrieron y llenar el hueco con agua cristalina.

Aunque algunos dijeron que era un “estanque” común y corriente, la realidad es que los jóvenes buscaron todos los recursos necesarios para hacerlo lucir como un mini-cenote. 

De acuerdo con National Geographic, a esta construcción también se le puede conocer como “jaltún” el cual es un término maya que hace referencia a la “oquedad de la piedra” y es la palabra que se le da a la acumulación de agua de lluvia dentro de los huecos de rocas.

 

 

 

***

 

Visita nuestras redes sociales, encuéntranos en Facebook y Youtube.

Escrito por
Alejandra Chavarria

Relacionadas