Así debes desinfectar la ropa que no se puede lavar con agua caliente

Loretta Chantiri

La desinfección de la ropa no es el habito principal para evitar contagios por Covid-19, sin embargo, es importante llevarla a cabo, por eso hoy te diremos cómo es que debes desinfectar tu ropa que no puede lavarse con agua caliente.

Toda aquella o aquel que haya lavado en lavadora sabe perfectamente que hay prendas que definitivamente no se pueden ir a un ciclo de agua caliente ya que podrían verse realmente afectadas.

Y en cuanto a la desinfección de las prendas, mucho se ha recomendado para poder eliminar de ellas virus y bacterias, principalmente el SARS-CoV-2. Algunos recomiendan vinagre, otros agua oxigenada, aunque es bien sabido que detergente convencional y un ciclo de agua a caliente de más de 60ºC, son suficientes para erradicar el problema.

El bioquímico investigador del Consejo Superior de Investigaciones Científicas, Héctor Zamora Carreras, comenta lo siguiente:

“La temperatura no es el único factor que afecta a la integridad del virus. Los coronavirus se caracterizan por su estructura, en la que existe una capa de lípidos (grasa) que rodea la partícula viral. Esta envoltura es susceptible de ser desestabilizada y destruida por acción de detergentes.

Por esta razón, uno de los productos recomendados para la desinfección e higiene personal es el jabón o los detergentes. Por el mismo motivo, el lavado de la ropa utilizando detergente durante ciclos largos, aunque sea a baja temperatura, seguida del posterior secado completo de las prendas, muy posiblemente sea suficiente para destruir de manera efectiva el SARS-CoV-2. Además, en caso de que la prenda no se pueda lavar en agua, existen productos en forma de spray que poseen poder desinfectante demostrado sobre otros tipos de virus”.

No obstante, el detergente líquido o en polvo que usamos todos los días para lavar la ropa puede que no sea del todo suficiente en un ciclo de tiempo normal con agua fría.

Por su parte, el biólogo molecular y asesor científico, Aaron Palomino, expone que no existe una forma concreta de eliminar el virus al 100%:

“Para ser correctos debemos hablar de tasas logarítmicas de reducción de la infectividad vírica. No se puede hablar de eliminación salvo en términos controlados de esterilización tipo radiación gamma o ciclos de autoclavado”.

Sin embargo, Palomino recuerda que hay un estudio que ha analizado las tasas de reducción del virus en suspensión y según sus resultados, la reducción “comienza a producirse a partir de los 39º – 40º, pero con ciclos muy largos (80 minutos), lográndose tasas de reducción de hasta 4.7 (equivalente a las obtenidas a 65ºC durante 30 minutos)”. Alcanzar una tasa de 4.7 es como decir que de cada 50.000 virus, solo queda 1 con capacidad infectiva.

Por eso una de las claves para lavar ropa que no tolera el agua caliente es hacer ciclos prolongados:

“En ciclos de agua fría para la ropa que no se puede lavar con agua caliente, una de las claves es hacer ciclos de lavado largos, más largos a medida que la temperatura se reduzca.

Combinando esos ciclos largos con otras sustancias, como el cloruro de amonio cuaternatio (la molécula presente, por ejemplo, en el desinfectante de ropa Sanytol) las tasas de reducción son mucho más elevadas, ya que se trata de compuestos que disuelven la grasa que envuelve el virus.

El uso de estos productos es una herramienta recomendable y segura para eliminar el virus, teniendo en cuenta las indicaciones anteriores”.

Así que si tienes ropa que se lave únicamente con agua fría, así sea en lavadora o a mano, recuerda utilizar jabón o detergente, así como un desinfectante especial para ropa, es decir, que no contenga cloro o algúna otra sustancia que pueda dañar los tejidos de las prendas, pero sobre todo, son los ciclos prolongados de lavado los que más garantizarán la desinfección de tus prendas.

¿Haz tenido problemas al desinfectar tu ropa durante la pandemia?

***

Escrito por
Loretta Chantiri

Relacionadas