Annabell y Xavier, los noviecitos que murieron en el tiroteo de Uvalde y serán enterrados juntos

Alejandra Chavarria

El tiroteo en la escuela primaria de Uvalde, Texas, que costó la vida de 19 niños y dos profesoras, continúa conmocionado al mundo conforme se van conociendo más detalles. Y es que en medio de la tragedia, una historia viral de amor ha conmovido los corazones: la de Annabell y Xavier, los pequeños novios que murieron aquel día y ahora serán enterrados juntos.

Los dos niños eran mejores amigos y sus padres disfrutaban del amor incondicional que sentían el uno por el otro. Annabell Guadalupe Rodríguez y Xavier James López, ambos de 10 años y estudiantes de cuarto grado de la primaria Robb de Uvalde; estaban en la misma clase cuando el pasado 24 de mayo un joven armado disparó contra todo un salón.

Ambos perdieron la vida ese día y ahora sus padres han decidido enterrarlos uno al lado del otro en el Cementerio Hillcrest de Uvalde, según reportó la cadena de televisión Univisión.

annabelle y xavier

Annabelle y Xavier fallecieron juntos en el tiroteo | Fuente: Univisión

Según cuentan sus padres, su amistad y cariño surgió tiempo atrás, cuando eran más pequeños. Annabell llegó a contarles emocionada que había conocido a un niño y poco a poco se fueron haciendo amigos.

¿Cómo era el amor de Anabell y Xavier? Sus padres los compartieron

“Se pasaban notitas en clase, quedaban en fiestas y barbacoas con sus familias, tenían fotos uno del otro y últimamente se mandaban mensajes que decían “Te quiero” antes de dormir. Ellos eran últimamente “sweethearts” , novios”, contaron sus familias.

Mónica Gallegos, madre de Anabell, dijo para ABC News que su hija “estaba muy enamorada de él”; narró que ella y la madre de Xavier, Felicha Martínez, se divertían viendo la relación que tenían sus niños.

“Felicha y yo nos reíamos, como diciendo ‘¿Qué saben ustedes sobre el amor?'”, bromeaban con los pequeños.

 cariño muy especial

Pese a su corta edad, se tenían un cariño muy especial | Fuente: Pexels

Los pequeños que murieron en el tiroteo eran de cuadro de honor

Gallegos contó que Anabell a veces usaba un collar con la foto de Xavier y curiosamente el día de la matanza, los dos se habían tomado una foto juntos en una ceremonia de entrega de premios que celebraron en la cafetería. Ambos se habían ganado su lugar en el cuadro de honor de la escuela.

Pero apenas una hora después de esta fotografía, los sueños y anhelos de estos dos pequeños fueron arrebatados por el tirador de 18 años, Salvador Ramos. El dolor era inmenso para ambas familias: Anabell y Xavier estaban entre las víctimas.

A más de dos semanas de la tragedia, sus padres han decidido honrar el cariño que se tenían sus hijos y sepultarlos juntos, para que así su amor perdure por siempre.

***

Visita nuestras redes sociales, encuéntranos en Instagram y Youtube.

Escrito por
Alejandra Chavarria

Relacionadas