Los gatos sí reconocen su nombre, pero prefieren ignorarte: Estudio

Leilani Díaz

Un hecho universalmente conocido es que, a diferencia de los perros, los gatos son mucho más independientes, permiten ser acariciados solo cuando así lo desean y no acuden a tu llamado cuando quieres mimarlos. Muchas personas creían que esto se debe a que no comprenden algunas palabras clave; sin embargo, hoy la ciencia confirma que los gatos sí reconocen su nombre, solo que prefieren ignorar cuando los llamas.

El estudio, realzado por investigadores de la Universidad de Sofía, en Tokio, reveló que los mininos no solo pueden distinguir su nombre, sino también otras tantas palabras de la misma longitud y entonación, sin importar quién las pronuncie.

Para llegar a dichas conclusiones, los especialistas observaron a 78 gatos domésticos y de un cat-café (café de gatos) para analizar la capacidad que estos animalitos tienen en cuanto al reconocimiento de palabras.

Durante el experimento, un investigador o el dueño del gato decía cuatro palabras distintas, seguidas de su nombre, con el fin de detectar si el gato respondía al llamado de su acompañante humano mediante movimientos de orejas, cabeza, cola o maullando.

Esto significa que si el gato respondía a su nombre igual que con otras palabras, sería porque se habituaba a las palabras comunes pero no a su nombre; sin embargo, los mininos sí lograron diferenciar cuando se les llamaba específicamente a ellos, además de que lograron distinguir otras palabras-

La investigación publicada por la revista Scientific Reports, explica que los gatos domésticos son animales individualistas e independientes debido a su origen, el cual proviene del gato salvaje africano, un animal solitario por naturaleza. Mientras los perros, con los que usualmente se compara a los mininos, provienen del lobo que vive en manada.

Así que sí, los gatos sí reconocen su nombre pero si no te hacen caso, es más probable que sea porque no les da la gana, o quizá porque simplemente no sienten un apego fuerte hacia ti, mas no porque no comprendan el lenguaje humano.

 

Te recomendamos:

Escrito por
Leilani Díaz

Relacionadas