3 tips para evitar que tus gatos destruyan tus plantas, ¡no más macetas rotas!

Alejandra Chavarria
evitar que tus gatos destruyan tus plantas consejos

Aunque los gatos pueden parecernos muy tranquilos, la verdad es que son animalitos muy traviesos, que así como los perros, también suelen hacer de las suyas en nuestro jardín. Por ello hoy te compartimos 3 tips sencillos y efectivos para evitar que tus gatos destruyan tus plantas.

Si eres dueña/o de un minino, es probable que ya te hayas dado cuenta de que estos pequeños no tienen una buena relación con tus plantas. Se acercan a ellas porque es parte de su instinto, además de que disfrutan de escarbando la tierra y durmiendo en lugares frescos. Sí, como la tierra húmeda de tus plantas.

Lo mejor que puedes hacer en estos casos es buscar algún truco que los espante con el simple olor, pues el olfato de los gatos es sumamente agudo, por lo que es seguro que no se acercarán si el aroma les parece desagradable.

Lo mejor de todo es que estos trucos para alejar a tus gatitos de las plantas son completamente naturales y son perfectos para repeler a estos animalitos sin hacerles daño o lastimarlos.

A continuación te diremos cómo elaborar 3 remedios sencillos y efectivos para salvar tus plantas de los traviesos gatitos.

Toma nota, te decimos cómo evitar que tus gatos destruyan tus plantas

  • Remedio con pimienta: si hay un olor que tus gatos no soportan es la pimienta, así que puedes colocar varios clavos de pimienta gorda en la tierra. También puedes optar por espolvorear pimienta molida, sin embargo, asegúrate que solamente sea un poco.
  • Remedio con limón: otro olor que le desagrada a los gatos es el que desprenden los cítricos, sobre todo el limón. Puedes poner cáscaras de esta de limón o naranja en la tierra de tus plantas para que lo piensen dos veces antes de acercarse, pero no es factible que rocíes jugo del limón en la tierra, ya que esto podría cambiar el pH de tus plantas y dañarlas severamente.
  • Plantas que ahuyentan a los gatos: así como hay plantas que atraen a los mininos, hay otras que los repelen. Tal es el caso de los geranios y de todas hierbas aromáticas como la lavanda, el tomillo y el romero.

Ahora ya sabes cómo puedes ahuyentar a estos pequeños felinos de tus plantas con métodos amigables y sutiles para que tus dos amores convivan en armonía.

***

Visita nuestras redes sociales, encuéntranos en Instagram y Youtube.

Escrito por
Alejandra Chavarria

Relacionadas