Cámbiale a tus postres de siempre y prueba estas recetas de gelatinas con vino tinto

Loretta Chantiri

¿Cuántos postres haz aprendido a preparar esta cuarentena? Si la respuesta son pocos o no los suficientes y ya te hartaste del panqué de plátano, la carlota de limón y galletitas caseras, apunta esta grandiosa receta y prepara unas ricas gelatinas con vino tinto para que las compartas con todas tus amigas.

El vino tinto y blanco le gusta a muchísimas personas, ya sea por su sabor o su eficaz efecto en el sistema nervioso, es una bebida que casi nunca falta en las fiestas y reuniones. Además, más allá de ser delicioso y refrescante, se dice que tiene varios beneficios de los cuales, algunos son retardar el envejecimiento, ayudar a bajar de peso y combatir los síntomas del cansancio y el mal humor.

Ahora imagina tener todo ese sabor y beneficios pero un rico y fresco postre que seguro encantará a cualquiera que se lo des a probar.

Para hacer las gelatinas te compartiré dos recetas sí podrás elegir tu favorita o por qué no, preparar ambas.

Gelatina cremosa de vino tinto (o blanco)

Ingrediente:

  • ¾ de taza de vino tinto o blanco
  • ¾ de taza de leche
  • ¼ de taza de azúcar
  • 1 sobre de grenetina
  • Frutos rojos (opcional)

Procedimiento:

  1. En un recipiente vierte el sobre de grenetina, la leche, y revuelve bien.
  2. Lleva la mezcla al microondas y calienta por 30 segundos y déjala enfriar por aproximadamente 2 minutos.
  3. En una olla a fuego medio agrega el vino de tu elección y el azúcar. Cuando empiece a hervir añade la mezcla de la leche y grenetina.
  4. Mezcla un poco y retira de la estufa. Viértela en un molde para gelatina y deja reposar en el refrigerador por dos horas.
  5. Una vez cuajada sirve y acompaña con frutos rojos.

Gelatina de clericot (¡Mi favorita!)

Ingredientes:

  • 3 tazas de fruta picada (te recomiendo manzana verde y roja, pera, melón y sandía)
  • Azúcar al gusto
  • 3 sobres de grenetina
  • ½ taza de jugo de limón
  • 2 tazas de vino tinto
  • 1 taza de refresco de manzana
  • 1 taza de agua mineral
  • Menta (opcional)

Procedimiento:

  1. sirve la fruta picada en un bowl y añade el jugo de limón y la azúcar.
  2. Agrega el vino tinto, el refresco de manzana, el agua mineral y la grenetina. Revuelve hasta que estén bien integrados los ingrediente.
  3. En pequeños recipientes, copas o un molde para gelatina, vierte toda la mezcla y refrigera hasta que cuaje bien.
  4. Sirve y decora tu platillo con una hojita de menta.
Escrito por
Loretta Chantiri

Relacionadas