¡No las tires! Cómo hacer tapetes para el baño con toallas viejitas

Belem Capetillo
tapetes de bano con toallas

No hay nada más reconfortante que salir de la ducha y sentir la suavidad de un buen tapete. Y, aunque hay de muchos tipos en el mercado, puedes hacer tapetes para el baño con toallas viejitas. Así cuidas las finanzas en tu hogar y del medio ambiente al reutilizar.

Son mucho más que elementos decorativos, pues cumplen con la función de proporcionar calidez y confort, evitar los resbalones y las caídas. También actúan como un filtro de aire que atrapa el polvo y otras partículas, mejorando los síntomas del asma y las alergias.

Además, tanto los tapetes como las alfombras sirven para reducir el ruido en una habitación. Absorben los ecos y ayudan a reducir el impacto de los sonidos, así que con uno o varios de ellos en casa podrás disfrutar de la paz del silencio.

como hacer tapetes de bano

Puedes reutilizar tus toallas rotas | Foto: YouTube Con Luzkita

Paso a paso para hacer tapetes para el baño con toallas viejitas

Los beneficios de tener un tapete lindo y funcional en el baño son varios, además cuando se hace reciclando toallas de baño resulta mucho más absorbentes. Solo mantenlo limpio y verás que se convierte en tu mejor creación.

Lo que necesitas:

  • Una o varias toallas viejitas o rotas
  • Una cinta métrica
  • Tijeras
  • Hilo del color de tus toallas
  • Silicón (opcional)
tapetes con toallas viejas

Ponles tu toque personal | Foto: YouTube Con Luzkita

Procedimiento:

Primero, corta los bordes de tu toalla o toallas de baño y sigue cortando los retazos de tela que formarán la parte delantera del tapete: uno de 39 x 21 centímetros y cuatro de 39 x 10.

Ahora, toma el retazo de 39 x 21 centímetros y coloca encima dos cortes de 39 x 10, cose solo las orillas externas. Abre los retazos de 10 centímetros de ancho y vuelve a coser (un zigzag basta) justo en la parte en la que se unen al retazo más grande de tela. Repite el procedimiento en las dos piezas laterales.

A continuación, coloca la parte frontal de la toalla (la que acabas de coser) sobre el resto de tu tela toalla, mide y recorta para crear la parte posterior de tu tapete. Empieza a coser dejando unos 10 centímetros libres en alguno de los costados, hazlo siempre por el mismo lado para que, al final, voltees el tapete y los remaches queden ocultos.

Finaliza cosiendo el orificio que dejaste libre para voltear el tapete y puedes crear una sobrepisada por toda la orilla. Opcional, puedes ir enrollando las tiras que le cortaste a la toalla y formar flores que van pegadas con silicón al tapete y que le dan un toque muy romántico a tu creación.

Pon a prueba este hack para el hogar y decora tu casa o haz negocio.

***

No te pierdas el mejor contenido de Viviendo en Casa en YouTube.

Escrito por
Belem Capetillo

Relacionadas