Alacranes voladores en México: ¿Son venenosos y cómo evitar que entren a tu casa?

Alejandra Chavarria

Desde hace algunos años se han reportado avistamientos de alacranes voladores en varios estados del país, principalmente los ubicados en el norte. El alacrán volador o escorpión volador es un insecto muy parecido a un alacrán cualquiera pero con un par de alas que le permiten volar, esta plaga ha sacado más de un susto.

El nombre científico de esta especie es Nuptialis de Panorpa y es una especie que se puede encontrar en diversas zonas del hemisferio norte, principalmente en climas templados húmedos y subtropicales. De acuerdo con la Revista Mexicana de la Biodiversidad publicada por la UNAM, estos insectos son inofensivos, así que no hay nada de qué preocuparse.

En el artículo se hace la aclaración de que aunque este insecto tiene una colita muy parecida a un aguijón de alacrán, en realidad se trata de su estructura genital que usa solo para poder reproducirse.

Sí, los alacranes voladores existen | Fuente: Ecosfera

La familia Pinorpidae, a la que pertenece este alacrán, fue la primera en aparecer en el registro fósil, hace 35 millones de años. Esta es la razón por la que los científicos afirman que este insecto se asemeja a las moscas primitivas.

¿Cómo evitar que los alacranes voladores aniden en tu casa? Toma nota

Estos insectos voladores se alimentan principalmente de vegetación, néctar, animales muertos y arañas atrapadas en las telarañas.

Para evitar que te lleves un buen susto por encontrar un alacrán volador en tu casa, te sugerimos recurrir a ingredientes como el eucalipto, los cítricos o el incienso, los cuales funcionan como repelentes caseros para los insectos y que además dejan un olor agradable y no demasiado fuerte. Incluso puedes machacar algunas hojas de laurel y dejarlas cerca de puertas y ventanas, pues el olor aleja a estos insectos.

El bicarbonato de sodio también es excelente para mantener alejados a los insectos. Se coloca una pequeña cantidad de este producto en un recipiente en la mesa al aire libre o se frota sobre la piel, tiene la misma función que la citronela.

Sabemos que estos insectos podrían verse aterradores, pero no hay nada que temer. Si en algún momento te encuentras con uno de ellos y lo molestas, podrían atacarte pero no picarte.

***

Visita nuestras redes sociales, encuéntranos en Instagram y Youtube.

Escrito por
Alejandra Chavarria

Relacionadas